Centro de Estudios Vacceos Federico Wattenberg (Universidad de Valladolid)
PINTIA VACCEA

Historia del CEVFW

Centro de Estudios Vacceos Federico Wattenberg

El Centro de Estudios Vacceos Federico Wattenberg (CEVFW) de la Universidad de Valladolid se dedica al estudio de la civilización vaccea. Se ubica en la plaza Mayor de Padilla de Duero; el edificio corresponde a una antigua herrería, adquirida por la Universidad en 2000, que, con las oportunas reformas, se transformó en residencia de arqueólogos y centro de recepción de los visitantes al yacimiento.

Edificio de la herrería a principios del siglo XX
Edificio de la herrería a principios del siglo XX


Su seña de identidad viene dada por el gran mural, obra de Manuel Sierra, que cubre toda su fachada y recoge diversos motivos iconográficos vacceos. Fue inaugurado por el Rector Magnífico el 21 de septiembre de 2001 y desde entonces se ha revelado como un soporte crucial para el desarrollo del Proyecto Pintia, que tiene por objeto proteger, investigar y difundir el excepcional patrimonio arqueológico que alberga la Zona Arqueológica Pintia. Si desea contactar con el CEVFW, puede hacerlo a través de la página de contacto.

Sede del CEVFW con el mural del artista Manuel Sierra
Sede del CEVFW con el mural del artista Manuel Sierra


El Centro recibe su nombre del profesor de la Universidad de Valladolid, fallecido prematuramente en 1967, y sentó las bases del estudio del pueblo vacceo con su obra La región vaccea. Celtiberismo y romanización en la cuenca media del Duero, de la que en 2009 se cumplieron cincuenta años de su publicación. A tal efecto, el CEVFW le tributó un sentido homenaje y erigió en su memoria un monolito conmemorativo en el cementerio pintiano de Las Ruedas.

Monolito conmemorativo del L aniversario de la publicación de <i>La región vaccea</i>
Monolito conmemorativo del L aniversario de la publicación de La región vaccea

Federico Wattenberg Sanpere nació en Valladolid en diciembre de 1923 y murió en julio de 1967. Su viuda, Eloísa García de Wattenberg, Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes (1997) y Premio Castilla y León de Restauración y Conservación del Patrimonio (2010), fue Patrona de Honor del Centro de Estudios Vacceos Federico Wattenberg de la Universidad de Valladolid desde su fundación hasta su fallecimiento en 2018.

Su madre, María, era española y su padre, Franz, alemán. Su primera infancia transcurrió entre España y Alemania, pero cursó sus estudios en su ciudad natal. Ingresó en el Colegio San José y después, a partir de 1941, en la Facultad de Historia de la Universidad de Valladolid, donde adquirió su formación. Por entonces era catedrático de Arqueología Cayetano de Mergelina y con él se incorporó al Seminario de Estudios de Arte y Arqueología. En aquellos comienzos disfrutó de las primeras experiencias arqueológicas de campo de la mano de Gratiniano Nieto, secretario del Museo Arqueológico de la provincia.

Federico Wattenberg en Los Cenizales de Simancas (Valladolid)
Federico Wattenberg en Los Cenizales de Simancas (Valladolid)


Participó además en las excavaciones de Cabecico del Tesoro (Murcia), dirigidas por Mergelina, en las cuevas dels Encantats y Bora Gran d'en Carreras (Gerona) que dirigía Luis Pericot, así como en los trabajos desarrollados en Ampurias por el profesor Martín Almagro Basch.

En 1947 tuvo lugar en Ampurias (Gerona) el Curso Internacional de Prehistoria y Arqueología de la Universidad de Barcelona, al que asistieron figuras tan destacadas del momento como Adolf Schulten, Luis Pericot, Antonio García Bellido, Nino Lamboglia, Blas Taracena, Miguel Tarradell, Agustín Durán Sanpere o el Marqués de Lozoya, entre otros, con los que pudo contrastar sus conocimientos sobre los pueblos meseteños.

Sus conversaciones con Adolf Schulten y Martín Almagro sobre los pueblos prerromanos de la meseta captaron su interés para la elaboración de su posterior tesis doctoral. Y así fue como el acontecer de los siglos anteriores al cambio de Era, la identificación de la cultura vaccea y la romanización del territorio del Duero presidieron su pensamiento en los años siguientes y constituyeron su dedicación de campo, que siempre consideró esencial. Así, realizó estudios de yacimientos entonces reconocidos como celtibéricos y sobre las calzadas y vestigios romanos de la provincia de Valladolid, tanto a través de su participación en continuas excavaciones como en prospecciones arqueológicas para las que fue becado por la Asociación Universitaria en 1954 y 1955.

El colegial Wattenberg en el palacio de Santa Cruz (Valladolid)
El colegial Wattenberg en el palacio de Santa Cruz (Valladolid)


De esta forma, obtuvo un conocimiento profundo del territorio y de los pueblos de la región, como quedó patente en las conclusiones de su tesis doctoral, presentada en junio de 1955 bajo el título Arqueología romana en la región media del Duero, en la Universidad Complutense de Madrid, y con la que obtuvo la máxima calificación.

En 1959 fue nombrado facultativo interino del Museo Arqueológico Provincial y ese mismo año director del Museo Nacional de Escultura, cargo en el que permaneció hasta su prematuro fallecimiento.

Portada de La región vaccea
Descargar La región vaccea
(Madrid, 1959, 240 p)




Universidad de Valladolid
© 2019 Centro de Estudios Vacceos Federico Wattenberg (Universidad de Valladolid)

c/ Real, s/n. - Padilla de Duero
47314 Valladolid - España
Tel. +34 983 881 240
cevfw@uva.es

Aviso legal

Con el mecenazgo de

Tempos Vega Sicilia
Con el patrocinio de

Diputación Provincial de Valladolid Junta de Castilla y León Consejo Regulador D.O. Ribera del Duero
Con la colaboración de

Asociación Cultural Pintia

...
Desarrollado por Ubicuo